La asociación Claretiana para el desarrollo humano Sortarazi, fundada en 1996, atendió el año pasado a a más de 1600 personas en la comarca a través de sus diferentes servicios. Ponerse como meta principal el fomento de la dignidad y autonomía de las personas excluidas, desarrollando sus capacidades personales y sociales, no es un reto fácil. Tampoco sencillo ni uno de esos logros que se consiguen en pocos días. La asociación claretiana para el desarrollo humano Sortarazi lleva 20 años imponiéndose ese desafío, que lejos de mermar su energía va cobrando fuerza cada año.

http://www.elcorreo.com/bizkaia/margen-derecha/201610/12/ayuda-dura-decadas-20161012165032.html